Me And That Man
Songs of Love and Death

Por: Ilay Acosta

Publicado el: 01/04/2017

Oscuridad bajo ritmo Country


Me And That Man es una banda compuesta por el polaco Adam “Nergal” Darski (Behemoth) y el inglés John Porter (John Porter, John Porter Band), y quizás para algunos fanáticos acérrimos a Behemoth, y al metal extremo, esto no sea de su completo agrado si no son de oído amplio. Muchas opiniones encontradas se han dejado ver a nivel mundial, y a mi parecer estas criticas obedecen más un tema de expectativas que de contenido, ya que pasar de escuchar un álbum que raya la perfección como The Satanist de Behemoth a un Blues/Folk/Country no es nada sencillo, tomando en cuenta que la misma persona está en ambos frentes. Creo que el secreto para apreciar Me And That Man es tener claro de que va éste proyecto.

 

Songs of Love and Death es el nombre que ha recibido el álbum debut de Me And That Man. Dejando de lado quienes lo conforman, se puede decir que es un álbum que no se digiere muy bien a primer momento, debido a que el mismo es denso. Se aprecian claras influencias de Johnny Cash y Leonard Cohen entre otros, pero con un sonido y temática mucho más oscuros.

A nivel de líricas, es más que obvio que quien las escribió, o tuvo la mayor parte de la responsabilidad, fue el polaco. Las letras son sombrías, acompañadas de melodías con la misma atmósfera, entonadas en la voz del dúo pero vale resaltar que se puede apreciar la profunda voz limpia de Nergal, lo cual es sorpresivo, considerando a lo que nos tiene acostumbrados, sin embargo; es irrefutable que el sonido está muy bien logrado tomando en cuenta que se trata un disco prácticamente acústico y la complejidad que ello acarrea, las distorsiones son muy leves y poco se asoman a lo largo de los trece temas que componen este álbum, sin dejar de lado la impecable producción.

 

El primer single de esta producción es el mismo tema de apertura “My Church Is Black” rasgueos de guitarra y el sonido de la harmónica son los protagonistas de este track de atmosfera sombría y un tanto depresiva con una lírica brillante. Prosigue “Nightride”, los elementos anteriores continúan, sin embargo, el ritmo acá es un poco más alegre, los acordes típicos del blues y la entonación va por el mismo camino.

“Cross My Heart and Hope To Die” es uno de los temas que más llama mi atención, primero porque hace acto de presencia un banjo, la melodía oscura y depresiva me ha capturado, la letra narra una historia muy interesante de un pecador no muy arrepentido, y el coro de niños que entonan la letra al final, le dan ese toque especial al tema. Sigue “Better The Devil I know” acá se aprecia una leve distorsión en las guitarras, un órgano que le da ese toque de Rock n’ Roll al track, acompaña un violín en algunas partes de la canción y lo más notable son los arreglos y la voz femenina que hace acto de presencia junto al dueto al interpretar este excelente tema.

 

“Magdalene”, “Love & Death”, “One Day” y “Voodoo Queen” son otros temas sin desperdicio, no se pueden dejar de escuchar a detalle por lo que ofrecen a nivel de arreglos, sobre todo «Voodoo Queen». El cierre del álbum está a cargo de un tema excelente: “Ain’t Much Loving”, es notable la complejidad de este track por como transmite esa atmósfera oscura con los pocos elementos que intervienen, simplemente genial.

Tracklist:

01. My Church Is Black
02. Nightride
03. On The Road
04. Cross My Heart And Hope To Die
05. Better The Devil I Know
06. Of Sirens, Vampires and Lovers
07. Magdalene
08. Love & Death
09. One Day
10. Shaman Blues
11. Voodoo Queen
12. Get Outta This Place
13. Ain’t Much Loving

Puntuación: 9/10

No puedo concluir sin opinar que Songs of Love and Death es un álbum muy raro, que no quiere decir malo, todo lo contrario. En otras palabras, un álbum ecléctico para aquellos que disfrutan del Blues, el Country y el Folk, pero en esta oportunidad, con ese ingrediente poco convencional que Nergal y John le inyectaron a esta producción discográfica. El objetivo fue alcanzado, han creado una producción excelente, con un sonido simple y vintage perfectamente logrado.

Ilay Acosta

Ilay Acosta

Tecnólogo, agnóstico, bajista entusiasta, blogger aficionado, el fútbol es mi religión, melómano en formación.