Havok
Conformicide

Por: Eliecer Rodríguez

Publicado el: 09/04/2017

Salvaje año para el metal


El mejor momento del Metal, y en especial del Thrash Metal, es sin duda el eje 2016 – 2017. No hace falta nombrar las estrellas milenarias que han sacado discos maravillosos en este tiempo, pero sin duda, el grupo de Boy Scouts que se ha venido ganando todas las insignias, es Havok, y su nuevo disco, Conformicide, es la mejor prueba.

Los nativos de Denver, han logrado escalar los escalones correctos, permitiendo compartir tarima con la crema y nata del género. Con su peculiar estilo dentro de un género un tanto predecible, Havok ha pulido un sonido hasta hacerlo suyo. La voz de David Sánchez, con su fuerte influencia a Megadeth, Metallica, Overkill, ha sabido empezar a sonar propia. Pero una de las peculiaridades de Havok es, sin duda, el sonido del bajo de Mike León. Pocas bandas de Thrash Metal dan una relevancia al bajo, pero es que lo que hace León en el bajo no es cualquier cosa. La batería de Peter Webber es fluida y veloz, eso resalta todo lo que haga la banda.

Si estás molesto, no escuches Conformicide, es muy probable que seas tú el que inicie la trifulca. “F.P.C.” es incendiaria, violenta, protestante hasta más no poder, con una temática social sobre la censura en medios, especialmente en la era digital. “Hang ‘em High”, del mejor Thrash Metal clásico, con una línea de bajo impresionante, algo que no se ve en el género. El Thrash Metal es Groove, y a esta gente le sobra.

“Dogmaniacal”, literalmente aplastante ante la iglesia. “Intention To Decieve”, uno de los temas promocionales, muestra la verdadera esencia de Havok. Las guitarras no son realmente oscuras, son melódicas, con la influencia de Megadeth presente, el bajo, tiene peso y tiene vida propia, la batería es seca y con fills muy rápidos. Eso es Havok, los coros, son de Testament. Esta gente es lo mejor de muchos mundos, y cuando a la mitad del tema agarra velocidad, puede ser más violento de lo que piensan.

“Masterplan”, de nuevo contra la iglesia y las religiones. Junto a la política, los temas predilectos. “Claiming Certainty”, aunque es un buen tema, se siente algo lugar común. Ya a estas alturas se necesitaba un quiebre en el sonido para salir de la monotonía, y lo trae “Wake Up”, suena más al Metal renovado de Anthrax o Megadeth. “String Break”, ese Thrash Punk que en algún momento hizo Anthrax y más de una banda en sus momentos de locura, es el preludio del tema final, “Slaughtered”, la voz más desgarrada posible, otro rato de frescura.

TRACKLIST:

  1. F.P.C.
  2. Hang ‘Em High
  3. Dogmaniacal
  4. Intention To Decieve
  5. Ingsoc
  6. Masterplan
  7. Peace Is In Pieces
  8. Claiming Certainty
  9. Wake Up
  10. Circling The Draing
  11. String Breake
  12. Slaughtered

PUNTUACIÓN: 8.5 / 10

Lo mejor de este año, ¡será el metal!

Eliecer Rodríguez

Eliecer Rodríguez

Baterista, publicista, padre, gerente, creativo y amante del Rock And Roll. Fanático de los habanos y el buen ron. Administrador de Cowboys From Rock