Abbath
Abbath

Por: Ilay Acosta

Publicado el: 16/02/2016

Repitiendo patrones


Luego de la mediática y casi novelesca separación de Abbath Doom Occulta de Immortal, era obvio que habría una respuesta casi inmediata a sus ex compañeros Demonaz y Horg, en vista de que en pleno conflicto de la patente de Immortal, Apollyon dejó la banda para dedicarse de lleno a Aura Noir. Como era de imaginarse Abbath no se iba a quedar de brazos cruzados al perder el caso de la patente de Immortal como marca.

Y ya cerrado el marco legal, la banda toma la decisión de continuar sin él;  sabiendo que como músico, es bastante inquieto y son pocos sus periodos de inactividad. En esta oportunidad creó un nuevo proyecto que llamó simplemente Abbath. Para este nuevo proyecto, Abbath reclutó al reconocido bajista de la escena Black Noruega King Ov Hell (Ex – Gorgoroth, God Seed, I), y a un baterista enmascarado llamado Creature, que terminó siendo Kevin Foley (Benighted, Disavowed), quien por cierto ya dejó la banda y fue sustituido para los shows en vivo por Gabe Seeber (The Kennedy Veil, Decrepit Birth -en vivo-, Ex – Abysmal Dawn -en vivo-)

Abbath-ST-cover-e1447269642845

«Abbath»

Conociendo los trabajos de Abbath con Immortal, en donde hacía Black Metal; con Bömbers, rindiendo tributo a Motörhead y con I, haciendo una mezcla Thrash/Heavy/Black… surgía la interrogante ¿con qué va a salir? Creo que la respuesta era más que obvia, con lo que “mejor” le sale: Black Metal. Homónimo a la banda, el álbum se llama Abbath, un poco más de 40 minutos de Black Metal sin muchos adornos, en donde encontramos, a mi juicio, una ausencia total de creatividad. Es un disco plano y predecible que no aporta nada que el artista no haya hecho con Immortal (aunque sea ingrata la comparación).

Lo que quizás marca la diferencia es que la batería en este trabajo es más técnica y no de patrones tan repetitivos como los de Horg. El tema que más llamó mi atención es «Root Of The Mountain», un track a medio tiempo con una estructura más trabajada; la línea de bajo no tan plana; y riffs básicos que crean una buena melodía. «Fenrir Hunts» es un tema movido, no suena mal pero es muy plano y predecible, hace el intento de sobresalir sobre el resto, se puede decir que es lo mejor que tiene el album.

 «To War» es el tema con que abre este álbum. Debo reconocer que el primer minuto y medio me engañó; unos riff potentes, una batería poderosa -algo sin precedentes- pero al primer cambio, la dirección lleva al Black Metal y parece que estuviera escuchando «Grim and Frosbitten Kingdoms» o «One By One» de Immortal. «Ocean of Wounds» inicia con un redoble interesante, sin embargo cuando interviene la guitarra lo hace con un riff que definitivamente es una variación del riff principal del tema de Immortal: «Tyrants». Al escuchar el tema completo, nos damos cuenta de que la estructura es casi la misma.

3540404950_photo

La versión japonesa cuenta con un par de Bonus Tracks, en donde ejecutan «Riding On The Wind» de Judas Priest, a un nivel instrumental excelente, sin embargo, con respecto a la voz me reservo los comentarios. El otro Bonus para mí no tiene sentido, ya que hacen un cover de «Nebular Ravens Winter» de Immortal, si bien es un remake, en donde se mejora el sonido y no suena tan crudo como el tema original, es osado hacerlo sabiendo que las relaciones con la banda en cuestión son de todo, menos gratas.

Tracklist

01 To War
02. Winter Bane
03. Ashes Of The Damned
04. Ocean Of Wounds
05. Count The Dead
06. Fenrir Hunts
07. Root Of The Mountain
08. Endless
09. Riding On The Wind (Bonus Track)
10. Nebular Ravens Winter (bonus track)

Puntuación: 6.5 /10

Este álbum no es más que una aburrida continuación de Immortal, desconozco si este era un material ya escrito para la próxima producción de los noruegos, porque no hay variación alguna, pero la carencia de creatividad o limitación de la misma lo identifica de principio a fin. Los fanáticos acérrimos de Immortal quizas lo disfruten, pero no puede negarse que esto pudo ser diferente.

Ilay Acosta

Ilay Acosta

Tecnólogo, agnóstico, bajista entusiasta, blogger aficionado, el fútbol es mi religión, melómano en formación.